Estreñimiento
Spento

Medicamentos que pueden provocar estreñimiento

•Antiácidos (especialmente si contienen aluminio)
•Anticolinérgicos antihistamínicos
•Antidepresivos tricíclicos
•Antidiarreicos
•Antieméticos (ondansetrón,granisetrón, tropisetrón y dolasetrón)
•Antiepilépticos
•Antiparkinsonianos
•Antiespásticos y antiespásticos genito-urinarios
•Antitusígenos con codeína
•Betabloqueantes

•Calcio
•Antagonistas del calcio
•Clonidina
•Colestiramina
•Anticonceptivos orales
•Diuréticos
•Antiinflamatorios no esteroideos (AINEs)
•Hierro
•Inhibidores de la monoaminooxidasa
•(IMAO)
•Opiáceos

Spento

Se habla de estreñimiento (o estipticidad o estipsis) cuando el tránsito intestinal se vuelve lento o cuando existe un problema de “expulsión”.

En el primer caso las evacuaciones son poco frecuentes (menos de una vez cada dos días), no se siente la necesidad de defecar y las heces son generalmente pequeñas y duras.
En el segundo caso el individuo percibe el estímulo, pero advierte una sensación de volumen, de obstáculo, de “tapón”, puede incluso ocurrir que la evacuación de las heces esté acompañada por un dolor en la zona anal que obstaculiza aún más la salida de estas.

Spento

Causas del estreñimiento

En general, el estreñimiento es provocado por una alteración del avance de las heces en el intestino, que puede deberse tanto a obstrucciones (estrechamientos del intestino o masas que obstaculizan el paso de las heces) como a una reducción de la motilidad sin presencia de lesiones (estreñimiento por tránsito lento). En otros caso, en cambio, el material fecal avanza regularmente a lo largo del colon pero existe una dificultad para su evacuación. Además, la permanencia prolongada de heces en el recto empeora la situación, porque se secan y endurecen cada vez más, llegando a irritar la mucosa, perjudicando la capacidad de coordinar la evacuación y originando de esta manera un círculo vicioso.Afortunadamente en la mayoría de los casos el estreñimiento no es debido a enfermedades graves, sino a hábitos incorrectos: por ejemplo el de reprimir repetida y voluntariamente el estímulo de evacuación, a veces porque “no es el momento”, pero muchas otras para evitar el dolor que se siente durante la evacuación por problemas como fisuras anales o hemorroides inflamadas.

Pero es necesario recordar que en la mayor parte de los casos la causa principal es una alimentación incorrecta (demasiado pobre en agua y alimentos con alto contenido en fibras, por ejemplo cereales integrales, legumbres, fruta, verdura) o una vida demasiado sedentaria.

Estreñimiento: ¿fenómeno siempre “benigno”?

Como se ha visto, el estreñimiento normalmente es consecuencia de malos hábitos. En algunas ocasiones pueden aparecer “señales de alerta”, que es necesario reconocer y explicar lo antes posible al Médico, ya que podrían indicar que el estreñimiento está relacionado con una enfermedad intestinal, puede que incluso grave, o del organismo en conjunto.

Spento

Síntomas que requieren una visita al Médico (“señales de alerta”)

•Sangre en las heces
•Dolor abdominal importante y persistente
•Sensación recurrente de necesidad de defecar no seguida de la evacuación de una cantidad significativa de heces (denominada tenesmo)
•Alternancia de días de estreñimiento y de diarrea Empeoramiento reciente de un estreñimiento preexistente invariable hasta la fecha o variaciones recientes de la forma habitual de defecar
•Estreñimiento que continúa siendo persistente a pesar de un tratamiento adecuado
•Astenia intensa, palidez cutánea, cabello frágil, anemia, fiebre persistente, náuseas, vómitos o anorexia, pérdida de peso injustificada, aumento de la cantidad y frecuencia de las orinas.

Spento

El estreñimiento ocasional

Por el contrario, no son preocupantes las variaciones ocasionales de la frecuencia de las evacuaciones, o del color o la consistencia de las heces; también es absolutamente normal la leve y pasajera “rampa en la barriga” que algunas veces se percibe antes de las evacuaciones, así como la necesidad de realizar en algunas ocasiones un pequeño esfuerzo para evacuar. Tampoco hay que preocuparse si el intestino pierde su regularidad en condiciones excepcionales, por ejemplo un viaje durante el cual se cambia la forma de comer o se está en ambientes en los que resulta difícil o desagradable evacuar.
En estos casos el uso de plantas con una acción estimulante del tránsito intestinal y una dieta correcta, rica en fibras y agua, resuelven el problema.

El estreñimiento persistente

El caso es distinto cuando el tránsito intestinal es siempre lento, desde hace unas semanas, meses o años, sin variaciones y sin “señales de alerta”. 

Estas personas deben, ante todo, proponerse como objetivo lograr y mantener una regularidad de las evacuaciones mediante la corrección de los errores alimentarios: aumentar el consumo de alimentos integrales, fruta, verdura (también suplementos de fibras) y el agua que se bebe durante el día (2 litros como mínimo). En algunos casos pueden resultar útiles los productos que contienen plantas medicinales como el Sen y el zumo de Aloe, que estimulan la evacuación y ayudan a normalizar la función intestinal. 

Una vez resuelto el problema es conveniente reducir gradualmente : Medicamentos que pueden provocar estreñimiento uso hasta su completa suspensión. 

En general, algunas semanas de un tratamiento de este tipo son suficientes para resolver una situación de tránsito intestinal lento. En caso contrario es necesario consultar al Médico, quien decidirá si se requieren controles o tratamientos particulares. De todas formas, es conveniente no utilizar de manera continuada estos productos, en la medida de lo posible, como única solución para mantener una buena regularidad intestinal. Recuerde: primero de todo hay que pensar en una abundante cantidad de agua, con consumo generoso de alimentos integrales y, si es posible, de suplementos de fibras. Por último, no debe desestimarse la posibilidad de que el estreñimiento se deba a un tratamiento en curso, recetado por el Médico o administrado autónomamente (el denominado estreñimiento iatrogénico). En estos casos, si los medicamentos han sido recetados por el Médico, este decidirá si el tratamiento debe continuarse, modificarse o asociarse a productos que eliminen el estreñimiento.

Spento